La Sociedad Conyugal Y La Herencia

La Sociedad Conyugal Y La Herencia

Al momento de fallecer una persona pueden surgir diversas dudas entre sus herederos respecto a cual es el porcentaje que corresponde a cada uno en la herencia.

 

Si estamos frente a un caso de herencia sin testamento, la respuesta esta dada expresamente por la ley a través de los denominados ordenes de sucesión. En base a ellos, si una persona se encuentra casada y con hijos, ellos serán sus herederos en primera instancia. Si falta alguno ellos deberá continuarse con los siguientes ordenes de sucesión según la ley.

 

Ahora bien, específicamente en este tipo de casos y sobre todo respecto del cónyuge sobreviviente, pueden surgir algunos conflictos o dudas en los herederos sobre como se distribuye la herencia. Así las cosas debemos distinguir el tipo de régimen del matrimonio y la forma en que se adquirieron los bienes de la herencia.

 

  • Matrimonio bajo régimen de sociedad conyugal: En este tipo de régimen la forma de adquisición del patrimonio determina si ellos ingresan a la sociedad conyugal o no, y por regla general todos los bienes adquiridos a titulo oneroso ingresan a este patrimonio, por lo que ambos cónyuges tendrán derecho a ellos sin importar quien lo adquirió propiamente tal en partes iguales. Por lo tanto, cuando se produce el fallecimiento de uno de los cónyuges en estos casos debemos considerar que el fallecido solo era dueño del 50% del o los bienes adquiridos durante el matrimonio, por lo que solo este porcentaje se debe considerar para la herencia.

 

  • Matrimonio en separación de bienes: Bajo este régimen no existe confusión de patrimonios, por lo que cada cónyuge será dueño de los bienes adquiridos a su nombre. De esta forma, solo se aplican en la sucesión las reglas propias de la herencia, con lo cual el cónyuge hereda siempre el doble de la porción de los hijos (salvo ciertas excepciones especificas).

 

En caso de la sociedad conyugal es donde pueden surgir mas dudas, ya que pueden reunirse en la misma herencia, bienes adquiridos dentro de la sociedad conyugal y bienes adquiridos dentro del patrimonio propio de cada cónyuge, por lo que será necesario distinguir de manera clara aquellos bienes que ingresan a la sucesión para poder determinar el porcentaje que corresponde a cada heredero en ellos.

 

Si se encuentra en alguna de las situaciones descritas y no tiene clara la situación de la herencia, puede comunicarse con nosotros para brindarle la orientación necesaria y poder ofrecerle la asesoría pertinente para regularizar la sucesión en que este involucrado.

Volver al inicio

¿Deseas tener más información sobre nuestros servicios?

Complete el formulario de contacto y lo contactaremos en forma totalmete gratuita.

Contáctenos
INICIO